Buscar

Isabella's

Diario personal

Hace unos años me sabía los cumpleaños de todos mis amigos, después Facebook comenzó a recordarme el de todos. Amigos cercanos, familiares, conocidos y hasta desconocidos fueron felicitados, casi sistemáticamente escribía una pequeña felicitación para cada persona que esta red social me recordaba.

Mi primer cambio fue utilizar esta bonita conmemoración cibernética para identificar aquellos contactos a los que nunca voy a volver a ver y que en cierto nivel de inconsciencia decidí sumarlos a mi cuenta como “amigos”. Así me deshago de desconocidos.

El segundo paso fue dejar de felicitar, decidí que si quería desearle feliz cumpleaños a alguien podría hacerlo de forma más personal con una llamada o un mensaje privado. Ese año no felicite a nadie, utilice la red social únicamente como agenda que me recordará esos momentos, me di cuenta de que mi memoria no estaba tan empolvada, empero estaba en desuso.

Muchas de las llamadas que realice ese año fueron a personas que no tienen redes sociales por lo que mi agenda no fue tan útil. Entre más amigos marca mi cuenta, menos amigos frecuento. Reduje mi circulo social, no porque odie a la gente y me este convirtiendo en ermitaña, solo me di cuenta de que la gente a la que quiero y se alegrará más de escuchar mis felicitaciones no necesitan redes sociales para estar cerca de mí.

Anuncios

Día de verano

Estamos de vacaciones y optamos por no tener curso de verano esta semana, pero ya para hoy las ideas se nos agotan.

Estamos en la etapa de hace calor y ya no quiero jugar con mis cosas de la manera convencional.


De las pocas veces que hacer figuras geométricas ha tenido un uso práctico.

¿Cuándo han utilizado este hermoso conocimiento matemático?

Feliz día del padre

La celebración del día del padre no se libra de los lugares comunes y las frases hechas, menos cursis que el día de la madre, pero poco a poco se ha ido ganando un lugar en el corazón de todos que también queremos celebrar las promesas parentales masculinas.

Para nosotros es un día muy especial, el primero que celebramos como familia. Y el primero en qué celebramos esa figura para mi chaparro.

Feliz día del padre a mi esposo que se ha ganado el corazón de mi crío con su paciencia y cariño.

Wonder woman

Wonder Woman Imagen de la película

Se nos ocurrió llevar al crío de cinco años a ver Wonder Woman, preguntamos entre las amistades y al no tener sexo, groserías ni sangre nos recomendaron que sí lo lleváramos.

Dos horas y media de una trama densa que navega entre mitología y Primera Guerra Mundial, con una filosofía sobre el origen del mal que requiere de atención, para adultos una película muy bien lograda. 

En cuanto al tema del universo DC mejor le preguntan a mi marido o algún experto, me parece que cubre las expectativas, pero mis expectativas son muy bajas en cuanto a cómics.

Amazonas que revindican el #GirlPower, un poco extremistas en el tema de género, ya que no necesitan hombres ni siquiera para procreación. 

La Mujer Maravilla/Diana tiene un buen desarrollo, al principio se muestra ingenua, encerrada en la Isla Paraíso, en dónde todo parece color de rosa, su historia disfrazada de cuento para niños no la deja ver la realidad hasta que se encuentra con ella cara a cara, el personaje va tomando un matiz muy bueno como heroína. 

En cuanto al asunto maternal, no me gustó llevarlo; le generó muchas dudas sobre la guerra y los alemanes. Hoy preguntaron en un grupo en Facebook si llevarían a sus niños, di mi opinión y me sorprendió la respuesta de otra mamá; la parafraseo expresó que esos temas son cotidianos y que evitarselos a los niños es como tenerlos en una burbuja, incluso me preguntó por qué no había salido de la sala, si me sentía incómoda. 

Ya no quiero hacer polémica, esos grupos son un caldo de cultivo para los pleitos, por eso respondo aquí su pregunta.

No me salí porque mi esposo y yo estábamos disfrutando la película, porque mi hijo estuvo tranquilo las dos horas y media, no me salí porque en ese momento no pensé en la repercusión del tema en mi crío. Cuando al salir me preguntó “¿por qué los alemanes son tan malos?”, fue cuando me di cuenta de que no había sido buena idea.

Mi hijo no vive en una burbuja, pero si tiene cinco años. ¿Es esa edad para explicarle la guerra? Tengo 28 años más que él y aún no la entiendo; he estudiado historia, filosofía, sociología y no la entiendo; he leído libros sobre ella y no la entiendo. Es una aberración, se pelea sin sentido, trayendo más daño colateral que beneficios, cómo le explicó esto a mí hijo, no vive en un mundo rosa, pero ese tema es tan ajeno que no lo puedo explicar. 

Qué yo haya cometido la imprudencia de llevarlo solo me da una perspectiva para dar mi consejo y ese es: no lleven niños menores de 12 años.

Ojalá hubiede leído un poco los cómics para saber a qué me iba a enfrentar.

no correr

La decisión fue muy sencilla, mi rodilla dijo que no. Recuerdan que la semana pasada me debatía entre correr o no correr, pues ya no lo volveré a hacer.

Ya que paso el dolorcito normal del cansancio, que gracias a mi aromaterapia fue muy poco, la rodilla seguía molestando. Me dolía y la sentía un poco inflamada, acudí a la acupuntura para aliviar mi pequeña molestia, mi doctora me recomendó expresamente que no corriera, es un deporte que desgasta las articulaciones y puede dañar la columna si no se hace apropiadamente.

Entre las actividades que si puedo y quiero hacer están:

  1. Caminar
  2. Yoga
  3. Pilates
  4. Dormir
  5. Ejercicios aeróbicos en casa
  6. Todo lo que no implique cansarme como loca porque ya tengo que seguir a mi crío por toda la vida.

 

¿Qué ejercicio me recomiendan?

 

Aceite de Argán- aceite de vida

 

El Aceite de Argán es un aceite de vida, proviene de un árbol sagrado de Marruecos.

Me invitaron a la presentación de unos productos maravillosos, no sólo por sus beneficios que ya verán que son bastantes, por las personas increíbles que los están promoviendo,  en una pequeña presentación de ventas nos contaron sobre el proceso de elaboración del Aceite de Argán y de lo importante que es el árbol de Argán para la cultura marroquí.

Les cuento a grandes rasgos porque no soy experta en el tema. Es un árbol que crece en el sudoeste de Marruecos, literal en el desierto, un fascinante árbol con profundas raíces y frondosas ramas que da un fruto similar a la oliva, este fruto no se puede cortar, es necesario esperar a que solito caiga a la tierra y recogerlo, el proceso para la obtención del aceite de Argán es artesanal y lleva su abundancia a las manos que lo hacen, principalmente comunidades de mujeres que viven de ello.

El argán es mucho más que un simple árbol, es mágico y sagrado, es robusto y fuerte, capaz de sobrevivir a climas áridos. Es el símbolo de la vida.

Un árbol sagrado que brinda sus frutos para la elaboración de un aceite rico en Vitamina E, Omegas y muchos beneficios, para la cultura marroquí muy utilizado para todo: rituales, belleza, cocina y salud.

Voy a comenzar a probarlo y les comentaré sus beneficios, lo que más me ha gustado es la historia detrás de este producto tan maravilloso. Les recomiendo que visiten la página de Argánico para más información y para adquirir sus fabuloso kit.

 

Fuente: Argánico 

Correr o no correr

Ayer hice mi primer carrera de 5k cómo corredora, antes me dedicaba a la organización, ahora me preguntó correr o no correr… ¿qué será lo mejor para mí?

carrera bonafont

¿Cómo descubres el gusto por correr?

Mi hermano es una persona a la que adoro, hace 5 años comenzó a entrenar para perder unos kilitos extra, asistía al gimnasio, cuidaba su alimentación y entre el furor por ser saludable descubrió que correr le encantaba.

Pasamos de ir de antro y divertirnos toda la noche a dormir temprano para acompañarlo a sus distintas carreras.  (Esto y que mi hijo tenía unos meses de nacido y tampoco me inspiraba ir de antro en esas condiciones).

Primero 5k, después 10k, Medio Maratón (21k), Maratones y ahora se dedica a hacer Triatlón … Perdí la cuenta de cuántas carreras le acompañamos, la primera de 10k fue exageradamente emotiva, no sabíamos en donde pararnos a vitorearlo y lloramos su logro con gran alegría.

Después los Medios Maratones nos hicieron algunos domingos muy divertidos. Hacíamos una ruta en automóvil que rodeaba la ruta de la carrera y augurabamos los tiempos que haría para estar ahí antes de que pasará. Nos organizabamos para acompañarlo, llevarle agua, suero, pancartas y alguna otra cosa que se le ocurriera. No estoy segura de si mi hermano podía darse cuenta de toda la logística que significaban esos recorridos: madrugar, correr de un lugar a otro, buscar estacionamientos no tan lejanos para alcanzar sus tiempos y esperar, esperar y esperar.

Todas esas emociones no me alentaron a seguirle los pasos, al contrario, me hicieron valorar mi cama y el apapacho matutino con mi crío.

Entre a esta carrera porque me invitó una amiga a la que aprecio mucho y por seguir a Peppermintpauli , que formó parte del #bonafontsquad de Guadalajara. Sin ninguna preparación me aventure en esa carrera, que más que correr, la camine un poco rápido. Hoy me invitan a una nueva carrera, me dan consejos para bajar mis tiempos y me incitan a entrenar diariamente.

Ayer me demostré que si puedo, pero aún no me queda claro si quiero.

¿A quién le gusta correr qué me regale su opinión?

Buscando fotos ilustrativas, me encontré con la primera vez que me inscribí… Fue con mi crío y caminamos 1km así que no cuenta como carrera oficial.

Cinco años de mamá

Y de pronto tu bebé hermoso que duerme todo el día, se convierte en un guerrerito que corre por la vida como si llevara mucha prisa.

Ser mamá es todo un reto, la idea romántica de maternidad siempre me ha caído mal, quién les compra la idea de que el cansancio se les quita cuando ven sonreír al crío, por supuesto que el corazón de un brinco y uno se pone feliz de ver al niño contento corriendo por el parque, pero el cansancio no se quita. Además les falto contarnos que para que ese niño sonría, una tiene que procurar muchas cosas que son abrumadoras, si no las tienes contempladas.

Por eso a mí me gusta hablar sobre los retos maternos. Convencer a un niño de que dormir en su recamara solito es la mejor opción no es tarea fácil o que se tiene que lavar los dientes tres veces por día o que tal dejar de jugar para bañarse y ponerse la pijama. Para los niños comer saludable es sólo un obstáculo entre seguir jugando y descubriendo el mundo, por eso es difícil sentarlos a la mesa a comer.

Mi crío cumplió cinco años, hace un rato que dejo de ser un bebé, pero en ocasiones se asomaba en sus ojitos esa miradita perdida de cuando sí lo era, hoy es un niño grande y el cambio fue casi de la noche a la mañana.

Dos semanas antes de su cumpleaños aún discutía para meterlo a bañar o para que dejará de jugar a su hora y se fuera a dormir. Como es casi Houdini, aprendió a quitarse el cinturón de seguridad de la silla, así que tenía que mantenerlo vigilado durante todos los trayectos en auto para que no se lo quitará.

Justo ayer (a 10 días de su cumple) me di cuenta de que es otro chamaco, solito se puso el cinturón y fue calmadito viendo por la ventana hasta que llegamos a casa de su amiguita, preguntando y escuchando respuestas, explorando el mundo, pero sin comérselo a puños. Al llegar a la reunión todo fue tan calmado y fácil que perdí la noción del tiempo, me senté a platicar tranquilamente. Lo más sorprendente es que cuando le dije que ya nos íbamos, se despidió sin problema de sus amiguitos y nos fuimos sin sobre saltos.

Ya es un niño grande, escucha y hace tratos, sigue teniendo la energía del rayo, pero ahora la canaliza un poco mejor y me hace muy feliz verle tan grande.

Mi niño hermoso

Mi niño hermoso me regala una sonrisa cada día, su destreza para embaucarme me parece bárbara. Al pedir un juguete nos dijo “Si me lo compran, voy a estar muy agradecido”, casi corro a comprar o que me pedía.

Nuevos proyectos

Las letras de agolpan en mi mente queriendo salir a borbotones, a veces sin sentido porque las musas no se presentan a inspirar mis escritos, pero siempre sanadoras.

Es por eso que pasó días sin escribir por aquí, la inspiración no me llega y sólo escribo porque las palabras de acumulan buscando airearse para cobrar sentido. También sucede que escribo de otros temas, es mi trabajo escribir sobre responsabilidad social, artes, arquitectura y en muchas ocasiones de temas coorporativos que ocupan mi tiempo y no cabeza.

Ayer comencé un nuevo proyecto de escritura personal, también tiene un tinte emprendedor por lo que no considere que entrará en este diario que en ocasiones no tiene ni ton, ni son. Les comparto mi nuevo blog.

https://phototravelbook.wordpress.com

Tenacidad

Mi crío aprendió a silbar, aunque hay horarios en los que su habilidad me puede sacar de quisio, le aplaudo porque logra lo que se propone.

Muchas cosas se aprenden al convertirse en madre, mi hijo me enseña tenacidad cada día, en su ejemplo encuentro la fuerza para seguir insistiendo cuando quiero obtener algo.

Así aprendió a inflar globos, ahora voy por la vida con los bolsillos llenos de colores y le acompaño a pedir globos sin inflar cada vez que nos obsequian alguno en el centro comercial o en un restaurante.

Hoy, durante el brunch con los abuelos, infló uno tan grande que explotó haciendo un ruido que dejo el restaurante en silencio un par de segundos, fue el único que no se asustó con tan sonora sorpresa.

Es fuerte y travieso, ávido por conocer y descubrir el mundo: es un niño. Es feliz e irradia esa felicidad en todos.

Amor es

El amor es encontrarse en un momento del destino, coincidir en la vida e intentarlo.

Enamorarse suena cursi, lo es, implica hablar y enajenarse, perderse en las palabras y los ojos de quien acompaña esta maravilla del destino.

¿Cómo?, le pregunto. 

Así, sin buscarnos, nos encontramos.

Nuevos retos

Hoy comienza oficialmente un nuevo reto, primer día de curso de inducción.

Seré profesora universitaria, la tarea implica mejora continua, ejercicios de paciencia y mucha estructura. 

Nuevos retos!!!

A post shared by Marisela Suarez (@iselasr) on

epistolar

Todo lo referente a la cultura epistolar me parece tan romántico y sorprendente, me encantaría recuperar ese momento en el que escribía largas misivas para mi prima.

Hace unos días encontré un gran paquete de cartas y tarjetas principalmente de la autoría de mi prima, pero también cientos escritas por mis amigas del colegio, es hermoso poder leer todo lo que nos motivaba en esos días, descubrir los patrones tipográficos que han cambiado desde que comenzamos a escribir.

Me dan ganas de tener un amor por correspondencia y escribirle largas cartas y poemas, esperar con devoción a que llegaran y que mi corazón de un salto al escuchar el ruido del cartero en la puerta.

Parece que el verano me llena de recuerdos y romanticismo.

 

 

42 semanas

Me he impuesto un alocado plan de 42 semanas para cambiar mi vida.

La mitad de las decisiones, quizá las más importantes, se las dejaré a la suerte; si el universo decide alinearse a mis planes, entonces tendremos buenas noticias antes de que el plazo culmine.

Hoy termina la primera semana y, como en cualquier inicio, estoy ansiosa por conocer el resultado.

Resumen emocional, Semana 1: Altamente emotiva y ansiosa porque pasen las otras 41.

image

Tranquilidad

No puedo explicar qué fue lo que sucedió, pero de pronto mi vida se llenó de tranquilidad.

Me siento feliz, desbordada de emociones y contradictoriamente en calma. Me parece que es la consecuencia de tomar decisiones a tiempo, de soltar las fantasías y los sueños que sólo causan dolor.

A veces el amor no es suficiente para mantener a alguien contigo, pero es suficiente para darle las gracias, deseando que sea muy feliz, se necesita mucho cariño y respeto para no aferrarse a un amor que no puede ser, para no destruir lo poco que lo sostiene… a veces ese acto desinteresado te lleva a encontrar nuevas ilusiones.

El universo te premia por haber actuado en consciencia, te acerca lo que necesitas en las formas menos esperadas.

ClforjxVEAAGApw.jpg

fortunas distintas

Recordé algo que me generó mucho dolor, en su momento y ahora me lo vuelve a causar, sin embargo ahora agradezco a mi memoria por no dejar que este pasaje de mi vida siga en el limbo.

Hace varios años que recuerdo con mucho amor y respeto a la persona que me acompañó por seis hermosos y aleccionadores años, muchas veces me refiero a él como “el gran amor de mi vida”, en varias ocasiones he sido cuestionado por no haber “luchado” por permanecer junto a él, en muchas de ellas no supe qué contestar.

Después de algunos meses lejos de él comencé a necesitar estar con él, quise regresar a lo que teníamos y ya no existía, borre de mi memoria todos los ratos infelices y los momentos descoloridos, quizá para protegerme y otro tanto porque soy ingenuamente positiva, me gusta recordar lo mejor de todos.

Después de mucha palabrería me atrevo a contarles porqué decidí alejarme de este hombre tan bueno que fue mi novio.

En una ocasión fuimos a comer, el mesero, un hombre mayor, agradable y parlanchín comenzó a platicar conmigo, después de escucharle hablar de sus hijos y nietos, se dirigió a mi novio para decirle:

–Es un hombre muy afortunado por tener a esta hermosa mujer a su lado.

Yo asentí con la cabeza agradeciendo el gesto, pero me quede sin palabras ante la respuesta de quien me acompañaba:

–Afortunada ella que me tiene a mi.

¿Por qué no podía concederme esta alegría? ¿Qué tendría de malo que dijera gracias y se sintiera satisfecho porque su mujer era bondadosa? ¿Sería muy malo satisfacer mi ego por un momento?

Ese día sentí un dolor inmenso, fue el día que me dí cuenta que no me valoraba, que jamás podría ser la mejor mujer para él porque no tenía la capacidad de ver las cosas simples de mi, esas que la gente ve con platicar conmigo un momento. (Sin ánimo de parecer soberbia) La gente suele decir que soy bonita, amable, sé escuchar y soy empática, me preocupo por los demás y trato a todos con mucha familiaridad haciéndolos sentir cómodos, sinceramente creo que todo esto es cierto porque no es algo que me cueste trabajo hacer, tengo mis días y mis momentos, un montón de defectos, pero también de virtudes.

Recordar que no era la mujer para él ya no me hace sentir triste, me duele no haberlo recordado en tantas veces qué he hablado de él, me duele haberlo olvidado cuando lloraba cada noche por no tenerlo a mi lado.

Me duele no haberme valorado, cómo me puede valorar alguien si yo no lo hago. Gracias vida por mostrarme que la fortuna viene en distintas presentaciones, que puedo sentirme afortunada de haber tomado una buena decisión al alejarme de quien no me veía con amor y compasión.

 

Día contra la homofobía

Imagina que tienes frente a ti a la persona que te gusta, tu cuerpo se emociona y comienzas a sentir dentro de ti la calidez del deseo. Lo recorres con la mirada, quieres tomarlo entre tus brazos y disfrutar con esa persona de la pasión.

¿Parece una historia seductora? ¿Algo que disfrutarías haciendo?

Las relaciones sexuales no siempre se pueden disfrutar ampliamente, los prejuicios sociales nublan nuestra visión de lo que es correcto e incorrecto, en lo que respecta al sexo los estereotipos sexuales nos detienen para hacer lo que disfrutamos más.

Por lo menos históricamente así sucedía, la homosexualidad era considerada una enfermedad mental. La mujer era considerada indigna de disfrutar su cuerpo, lo cual ha desembocado en diversos problemas emocionales y sociales, pero una mujer disfrutando no era enviada al manicomio, no tenía que someterse a dolorosas prácticas “médicas” para olvidar o cambiar su condición.

El 17 de mayo de 1990 la Asamblea de la Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró que la HOMOSEXUALIDAD era eliminada de la lista de enfermedades mentales, es por ello que año con año se toma esta fecha como el Día Internacional contra la Homofobia.

Sin embargo no fue suficiente que ya no sea una enfermedad mental, fue hasta 2006 cuando la comunidad internacional se pronunció a favor de los derechos humanos de los homosexuales: libertad de expresión, protección frente abusos médicos, inclusión en las empresas y hasta formar una familia son temas que siguen dando de qué hablar.

Parecieran cuestiones innegociables, garantías individuales, lo mínimo a lo que una persona puede aspirar, pero no es así, la gente que es “diferente”, la que no piensa igual que los “normales” no tiene estos derechos básicos, se les niegan por la simple razón de amar a alguien del mismo sexo.

Mis botas nuevas

Hoy compre unas botas… hermosas, grises, altas, para la lluvia; unas hermosas botas Hunter.

En Guadalajara llueve, y con muchas ganas, cuando comienza la temporada de lluvia el embriagador olor de la ciudad inunda a todos los tapatíos y se convierte en un tema trillado, pero así somos los tapatíos: de tradiciones.

De junio a octubre la lluvia nos puede sorprender en un día muy caluroso y quizá durar cinco días enteros [lenta, pero minuciosa, a lo que los tapatíos llamamos “el clima de Londres”]  o cinco escasos minutos, como si fuera a caerse el cielo, para escampar en un soleado día de verano.

Sin embargo estas botas nada tienen que ver con el clima o el temporal de lluvias; estas botas tienen que ver con ser feliz, con complacerme y cerrar círculos.

Se aproxima el cumpleaños de mi hijo y me remueve las emociones del embarazo, ese momento en el que decidí complacerme y volver a ser persona. Impulsada por la maternidad deje la comodidad de mi matrimonio porque la dignidad es más importante.

Antes de eso viví tres años en un angustioso letargo, no he logrado comprender cómo termine en medio de ese asunto, lo que si comprendo es que necesitaba tocar fondo para poder crecer y reconocerme nuevamente.

Estas botas representan lo que no pude tener cuando vivía un “matrimonio perfecto”, mi marido me daba todo, todo lo que él quería. No tenía que mover un dedo para tener una casa, auto, viajes, fiesta, comidas, gustos y lujos… de hecho ese era el precio, no tener que mover un dedo si no me lo pedían, no poder decir una palabra si no era lo que querían escuchar y no poder decidir ni sobre los zapatos que quería usar.

Como una “buena esposa”, pedí una y otras vez mis botas,  pero no cumplían los requisitos del señor de la casa, por lo que el gusto tuvo que quedarse en un cajón, el de los sueños olvidados.

No quiero dar la impresión de que todos mis sueños son así de superficiales, estas botas son un símbolo. Al comprar estas botas me sentí feliz, puedo y quiero decidir sobre mi vida, cada aspecto es sólo responsabilidad mía y lo disfruto enormemente, que importa si son las botas o las metas a largo plazo, todas esas decisiones sólo son mías.

 

23b6d066f333b3895f11e9d1103694dc.jpg

Por la tranquilidad

Hay un hombre del que estoy enamorada, por lo menos lo estaba hasta hace unos días en que decidí no amarlo más. Aún no confirmo que puedo controlar tanto mis emociones, ciertamente estos días desde que lo he decidido han sido más tranquilos, mi mente ya no repasa cada beso, cada instante.

Ahora tengo paz, acompañada de melancolía, pero no aspiro a más. Un día tranquilo en mi vida, es un día perfecto en mi familia.

Decisiones

Aunque mi corazón se detuvo por un momento mientras me despedía, hoy no lloraré.

Estoy serena porque tome la mejor decisión, ver por mi, se que hice lo que debía, mientras el amor propio este bien puesto, justo en su lugar, nunca excedido.

Me siento triste por tu ausencia, aunque me soy suficiente para levantar la cabeza ante los contratiempos. Esta decisión es lo mejor para todos, gracias por lo que me enseñaste.

Buenas razones

Hoy me di cuenta de que tengo mejores razones para llorar, pero sobre todo tengo las mejores razones para sonreír y sólo llorar de emoción.

Gracias por la vida.

Mi bendición

 

Entre sonrisas contengo las lagrimas al escuchar esta canción, me recuerda el amor y me cambia el estado de ánimo, soy feliz… al mismo tiempo que la nostalgia lucha por apoderarse de todo el espectro de mis emociones.

Una mancha

Bajo la mirada y encuentro la mancha en mi blusa, la suave tela color perla me hace sentir elegante, la mancha no.

Hace algunos años estaría enojada, ansiosa, con ganas de irme… hoy me hace sonreír, me recuerda que tengo un niño hermoso que me sonríe por las mañanas.

Una sonrisa hermosa con la que comparte la dicha por vivir, ahora sólo tengo ansia por descubrir el mundo.

Cierro los ojos y casi puedo sentir esas manitas que tocan todo para conocerlo, memoria dactilar. Deditos polvosos manchando con felicidad mis días.

Correr

Extrañamente hoy no quiero correr a tus brazos,  si no justo en sentido opuesto.

Mi corazón empeñado en amarte me retiene en un estado etéreo, como en medio de un sueño que se está tornando pesadilla. La zozobra cubre mis días con tu ausente presencia, pero el corazón sabe lo que quiere y me impide correr. Ojalá la razón y la coherencia hagan golpe de estado y se apropien de mis decisiones, de otra forma no veo como podre levantarme mañana.

Sólo quiero correr, basta de enfrentar la vida con el afán de mis emociones.
Hoy prefiero ser cobarde y correr en sentido opuesto a nosotros.

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑